Había ganitas de que llegara la primavera ¿verdad? ¡Pues ya está aquí! y es momento de disfrutarla a tope.

Estos meses del año son fantásticos para dar paseítos por el campo y hacer rutas (cada cual del nivel que pueda,  no hace falta subir el Everest) admirando paisajes primaverales.

Salir de la ciudad siempre apetece y más cuando los días ya son mas largos y va haciendo buen tiempo. Pero te preguntarás, vale ¿y a dónde voy? ¡Fácil! Continúa leyendo y descubre cuál es tu ruta perfecta porque tenemos 7 rutas con las que te enamorarás de España.

1. Nacimiento del río Urredera. Navarra

Navarra es una tierra de contrastes. Desde imponentes desiertos hasta los Pirineos, la Selva de Irati ,o esta ruta que se sitúa en el Parque Natural de Urbasa y Andía. Concretamente en Baquedano.

Como dato fundamental decirte que tienes que reservar plaza en el aparcamiento habilitado al comienzo de la ruta (de pago). Lo puedes hacer desde aquí. La ruta tiene 6km, con algún tramo de cierto desnivel, pero no es complicada y se puede hacer también en familia. Como nos imaginamos que pararás a hacer fotitos y admirar el paisaje, calcula (mínimo) tres horas y media para realizarla.

Quizá hayas pensado «el nombre parece un trabalenguas». Pues sí, pero su significado en euskera es «agua hermosa» y le viene que ni pintado. Después de recorrer un sendero llegarás a un puente de madera y aquí ya llega la explosión de colores. El río Urredera con su color azul intenso, contrasta con el verde de la vegetación sucediéndose una serie de pozas y cascadas. Es-pec-ta-cu-lar.

Una excursión perfecta por la naturaleza navarra a la que tienes que ir sí o sí ¿Va a ser esta una de tus rutas para esta primavera?

 

2. Ruta del río Tiétar. La Iglesuela del Tiétar. Toledo. 

¿Te suena el Valle del Tiétar? Esta zona de una belleza paisajística impresionante se sitúa entre las provincias de Madrid, Ávila, Toledo y Cáceres al abrigo de la Sierra de Gredos y de la Sierra de San Vicente.

Por este valle hay bastantes rutas que puedes hacer. Pero en esta ocasión te queremos llevar a la que parte de La Iglesuela.

El recorrido en total tiene algo más de 10km y es bastante sencillo. Pero si te parece largo, o no tienes el tiempo suficiente, puedes ir  con el coche hasta el río y realizar sólo el tramo que discurre por la vereda del Tiétar. En el mapa te marcamos cuál es el inicio de la ruta y también donde debes dejar el coche si haces sólo el tramo del río.

Las vistas durante el tramo que discurre a la vereda del río Tiétar, afluente del Tajo, son inmejorables. El sendero discurre por pastos y dehesas arboladas en los que te puedes encontrar vacas, ovejas o cabras, pero también cigüeñas, águilas calzadas o ratoneros entre otras aves.

Este es un paseo para hacerlo con calma, disfrutando de la naturaleza, del rumor de las aguas y de los olores de la primavera. ¿Te animas a descubrir el Valle del Tiétar?

 

3. Ruta al Pontón de la Oliva. Comunidad de Madrid.

Cerca de Patones (un pueblo totalmente recomendable para visitar si estás por Madrid) se encuentra la ruta del Pontón de la Oliva, que es el nombre que recibe la presa que embalsa las aguas del Lozoya por esta zona limítrofe con Guadalajara.

Esta presa es la más antigua de la Comunidad. Se empezó a construir en 1851 por orden de Isabel II, ya que Madrid tenía serios problemas de abastecimiento de agua. Lleva sin utilizarse más de 100 años ya que se observó que se producían muchas pérdidas y filtraciones.

El inicio de la ruta comienza en el parking habilitado. Es tan fácil como poner en maps «parking Pontón de la Oliva» y llegarás sin problemas. Eso sí, ojito si vas en fines de semana o festivos, ya que el parking se suele llenar a primera hora.

La ruta es lineal y de una dificultad moderada. Va desde el Pontón de la Oliva a la Presa de la Parra en un recorrido de unos 16km (ida y vuelta). Hay que echarle más de 5h para completarla. ¿Te parece muy larga? Pues haz sólo un tramo, que la idea es disfrutar de la naturaleza no que te de un «parraque» por el camino.

La primera parte quizá sea la más espectacular. Recorrerás unas pasarelas que están «colgadas» de la roca caliza, desde donde admirar el paisaje típico de la sierra madrileña, el cañón que forma el río Lozoya o a los escaladores que son habituales en esta zona.

¿Te hemos convencido para que elijas Madrid para rutear esta primavera?

 

4. Ruta de las Pasarelas de la presa de Relleu. Alicante.

Alicante no sólo son playas y pueblos costeros. El interior ofrece muchas posibilidades y una de ellas es la ruta de las pasarelas de Relleu. Esta localidad se encuentra a 20km de Villajoyosa y es perfecta para pasar unos días en un entorno rural.

La ruta de las pasarelas de la Presa de Relleu se encuentra a 5km de la localidad alicantina y se puede decir que es una versión menos conocida del Caminito del Rey, pero también muy interesante de realizar.

La ruta la puedes comenzar desde el panel informativo que hay junto al Ayuntamiento. Son aproximadamente 10km (ida y vuelta) así que cuenta con por lo menos 3h para realizarla al completo. Si andas justo de tiempo o te gusta andar pero no tanto, puedes acercarte con el coche un poquito más y así sólo tendrás que caminar unos 3km (ida y vuelta). Poniendo en maps «zona de parking cerca del pantano de Relleu» llegarás sin problemas.

La ruta tiene algunos tramos de cierta dificultad, pero son salvables teniendo un estado de forma normal. Eso sí, si sufres de vértigos, quizá esta no se la mejor elección, ya que se pasa muy al borde de barrancos y te puede dar un poquito de «no se qué». Los últimos 200 metros de la ruta se realizan por unas pasarelas de madera, totalmente suspendidas en el aire a través de las que llegamos a un mirador con suelo de cristal, desde donde podrás admirar el pantano de Relleu del s.XVII y el espectacular paisaje que te rodea.

¿Te vienes a las pasarelas de Relleu esta primavera?

 

5. Ruta del Salto del Nervión. Álava.

El salto del Nervión es un espectáculo visual que tienes que ver por lo menos una vez en la vida. Y la primavera es un momento fantástico para visitarlo, ya que el deshielo hace que tenga un caudal importante de agua.

Este salto es el más alto de España con algo mas de 270 metros de caída libre. Se sitúa en el límite entre las provincias de Álava, Bizkaia y Burgos en el termino municipal de Amurrio y es el origen de la famosíísima ría de Bilbao ¡Riau, Riau!

Hay varias rutas de acceso, pero quizá la más espectacular es la que parte desde el municipio de Orduña, hasta el puerto del mismo nombre. Es una carretera de montaña de verdad ¡así que agárrate que vienen curvas! Tienes que llegar hasta el Monte de Santiago donde a la izquierda verás una caseta. A partir de aquí hay varios parkings donde dejar el coche. El más cercano al salto es el de la Fuente Santiago.

 

6. Ruta a las Pilas del Valle del Buen Hombre. Villasbuenas de Gata. Extremadura

En la Sierra de Gata hay cantidad de rutas que se pueden realizar, y la primavera (junto con el otoño) es una de las mejores épocas para hacerlas, ya que la floración por esta zona es realmente bonita y el tiempo aún no es exageradamente caluroso.

Para comenzar la caminata a las pilas del Valle del Buen Hombre tienes que ir hasta la localidad de Villasbuenas de Gata. Si la haces completa caminando son aproximadamente unos 8km. Se inicia en la calle Cáceres. Es sencilla y sin prácticamente desniveles, pero ten en cuenta que no hay mucha sombra.  Si quieres acortar bastante la ruta, puedes seguir con el coche por la calle Cáceres, que después es camino, hasta el punto que te marcamos en el mapa. Ve atento porque es bastante sencillo pasarte.

Al poco de dejar la calle Cáceres por el camino que te marcamos en el mapa, llegaras a una pequeña charca que utilizan los habitantes de la zona para pescar. Bordeándola, llegarás en nada a las Pilas del buen Hombre. Unos abrevaderos de granito con una disposición muy curiosa que aún los utiliza el ganado para beber. 

A nosotras nos pareció que este entorno transmitía una paz y tranquilidad difíciles de describir, y que se podía sentir una energía positiva que hace sentir bien. Así que ¿vas a cargar las pilas esta primavera con esta ruta de la Sierra de Gata.?

 

7. Ruta a la cascada de Los Tilos. La Palma

Los Tilos es un impresionante bosque de laurisilva que se encuentra a poco más de media hora de Santa Cruz de la Palma, en el municipio de San Andrés y Sauces.  La variedad de árboles de este bosque y la exuberancia que tiene es totalmente sorprendente.

Los Tilos tiene su origen en la Era Terciaria. Vamos, que no son de ayer, y son habituales en zonas con climas subtropicales en los que es habitual ver como las nubes se «enganchan» a las montañas. Un verdadero espectáculo de la naturaleza.

Hay un gran número de rutas que se pueden hacer, de dificultad muy variable. Pero no hace falta hacer una caminata complicada para disfrutar de este bosque. Una de las más populares y sencillas es la ruta a la cascada de Los Tilos, la única que podrás ver en La Palma.

La ruta se realiza por un barranco súper estrecho, donde la vegetación en muchos casos no deja casi pasar el sol. Pero relax, que el camino esta súper bien. Es sencillo y lo puedes hacer tengas el estado físico que tengas. Además que es chulísimo porque irás atravesando una sucesión de túneles y pasarelas hasta llegar a la cascada.  Una ruta genial en la que además te puedes dar un bañito.

¿Te vienes a Los Tilos esta primavera?

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La empresa trata tus datos para facilitar la publicación y gestión de comentarios. Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión y oposición, entre otros, según nuestra Política de privacidad.