Datos Básicos:

  • Cómo llegar:
    • Avión: Los aeropuertos más cercanos se encuentran en la ciudad de Milán (Malpensa o Linate) y en Bérgamo (Orio al Serio).
  • Alojamiento: Hotel Cruise****
  • Cómo llegar y desplazarse en el lago:
    • Coche: Podéis alquilar un coche para llegar al lago desde Milán o Bérgamo y recorrerlo por sus dos orillas. Eso sí, las carreteras son estrechas y, dependiendo de la época del año es complicado aparcar.
    • Tren: Para llegar en tren desde Milán hasta el lago hay que tomar el tren en la estación «Cadorna» y realizar un trayecto de una hora hasta la estación «Como Nord Lago». Podéis comprar los billetes online en Trenitalia
    • Barco: Se puede ir de pueblo en pueblo en barco. La compañía oficial es Navigazione Laghi. Os dejamos aquí la información sobre horarios, precios y compra de billetes
  • Entradas:
  • Duración de la escapada: Realizando la ruta que os proponemos con 1 día tendréis suficiente, pero, si queréis incluir algún pueblo más del lago o desplazaros hasta Lecco, necesitaréis 2 o 3 días.

La primera vez que visitamos Italia, lo hicimos a la zona norte. Sí, normalmente desde España lo primero que se visita es Roma, peeeero, nosotras solemos empezar por donde poca gente empieza, y gracias a eso descubrimos el Lago Como. Nos gustó tanto que ya lo hemos visitado una vez más y no descartamos volver. ¿Queréis saber por qué? Os enseñamos el Lago Como, exclusividad a la italiana.

El Lago Como, exclusividad a la italiana

Primero, vamos a situarnos.

El Lago Como está ubicado en la región de Lombardía. Es el tercer lago más grande de Italia por detrás del Lago de Garda y el Lago Maggiore.

También es conocido como el Lago de Lario por su nombre en latín (Larius Lacus). Tiene forma de «Y» griega invertida con tres largos brazos. Vamos a empezar el recorrido por Como, la población que se encuentra más cercana a Milán (50km) y más al sur del lago.

Como

Como tiene sus orígenes en una fortificación celta construida entre el s. VI y V a.C.

Su centro histórico, rodeado por murallas medievales, es fácil de recorrer a pie. Merecen una visita el Antiguo Ayuntamiento, la Catedral, la Basílica de San Fidel y la Basílica de S. Abundio, obra maestra de la arquitectura románica lombarda.

Al igual que en el resto de localidades que bordean el lago, encontramos villas de lujo, entre las que destacan : Villa Resta Pallavicino, Villa Gallia, Villa La Gallietta, Villa Saporiti, Villa Olmo, Villa Salazar.

Pero… no todo iba a ser visitar monumentos, ¿no? Como, es un grandísimo lugar para las compras donde destaca su sector textil, así que, si queréis vestir totalmente a «la italiana» este es un buen lugar para renovar vuestro armario, eso sí… no os asustéis de los precios.

Una vez visitada la ciudad, nos dirigimos a su embarcadero para tomar uno de los barcos que recorren los pueblos del lago y llegar a nuestra siguiente parada, Brienno.

Brienno

A unos 20 km de Como, se encuentra Brienno, un pequeño pueblo custodiado por los montes San Bernardo y Briante.

Las visita obligada en esta localidad es la Iglesia de los Santos Nazario y Celso que está en el mismo borde del lago. Se trata de un edificio de origen románico, aunque actualmente su aspecto es barroco. Su interior cuenta con unas vidrieras del s. XIV.

Os recomendamos que paseéis sin rumbo por sus calles serpenteantes y disfrutéis de la tranquilidad que se respira en Brienno, cosa que no encontraréis en otros lugares más turísticos del lago.

Tremezzo

Este fascinante pueblo ocupa la parte central de la costa oeste del lago Como, con los escabrosos picos del monte Crocione al fondo y la sierra de Grigne al otro lado del lago.

Tremezzo es famoso por sus villas, como la espectacular Villa Carlotta, donde encontramos varias salas adornadas con obras de arte del escultor italiano Antonio Canova, de finales del s. XVIII y principios del XIX.

Villa Carlotta, se puede visitar. Os hemos dejado en «Datos Básicos» el enlace donde podéis adquirir las entradas.

Además, como muchas de las localidades del lago de Como, en Tremezzo podréis disfrutar de un agradable paseo al borde del agua. Mientras camináis, echad un vistazo a las elegantes mansiones de colores pastel. Muchas de ellas son ahora hoteles, tiendas, cafeterías, heladerías o pizzerías ideales para hacer un descanso y tomar algo.

Menaggio

Menaggio está situado en el centro del lago y aún conserva su estructura medieval y algunos restos del antiguo castillo. Junto al lago se pueden ver numerosas villas y preciosas casas porticadas.

Para visitar Menaggio, lo mejor es empezar en la Piazza Garibaldi, su plaza es la principal, que une el puerto con las calles principales de esta localidad.

Entre los monumentos de Menaggio destaca la Iglesia de San Esteban. Se dice que aquí se puede disfrutar de uno de los conciertos de campana más bellos de Italia.

Al entrar en la iglesia, nos encontramos con una verdadera obra de arte y es que toda la pintura interior fue realizada en el año 1899 por Tagliaferri.

Varenna

Ubicada entre el lago y la montaña, Varenna es una agradable localidad de origen romano dominada por una montaña en la cima de la cual hay un antiguo castillo, el Castello di Vezio.

Una de los lugares estrella en Varenna es Villa Monastero desde donde podréis obtener una de las mejores vistas del Lago de Como. Esta villa se puede visitar, así que, os hemos dejado en «Datos Básicos» el enlace con toda la información sobre precios y horarios.

Pero, vamos a perdernos un poco más por Varenna…

En general el conjunto arquitectónico del pueblo os sorprenderá, colgado a los pies de la montaña, reflejando sus casitas de colores pastel en las aguas del lago. Se compone, en su mayoría, de edificios construidos entre el s. XVII y el s. XIX.

Los bonitos parques y empinadas escaleras, la iglesia de San Giovanni (edificada sobre un antiguo templo romano), la pequeña playa en la que tomar el sol o refrescarse, las tiendas de productos típicos y artesanales… son otros de los lugares que nos esperan con su encanto particular en Varenna. Y, cómo no, disfrutar de un capuccino a orillas del lago.

Destacan también edificios como el Palazzo o Villa Venini, y el Hotel Royal Victoria, antigua fábrica textil, que desde 1838 ha albergado, entre otros personajes famosos, a la Reina Victoria de Inglaterra…

Y, para finalizar nuestro recorrido, llegamos a Bellagio, quizás el pueblo más conocido del Lago Como.

Bellagio

Bellagio está ubicado justo en la intersección de las tres ramas del lago de Como.

La localidad es famosa por su empinado casco histórico, con callejuelas escalonadas que tienen como fondo el lago, el paseo marítimo y las villas: Melzi, Serbelloni y Giulia.

Estas villas se construyeron para que veranearan en este privilegiado lugar las familias más pudientes de Italia a lo largo de los s. XVIII y XIX.

Hoy en día las mansiones se han convertido en refugio de millonarios de todo el mundo, en hoteles o en lugares abiertos para la visita turística.

Os recomendamos que paseéis por las callejuelas empinadas del casco antiguo de Bellagio y que probéis el helado de naranja. ¡¡Os podemos asegurar que es el mejor helado de este sabor que hemos probado nunca!!.

Antes de emprender el camino de vuelta a Como, visitamos la Basílica románica del Santo Santiago, un importante ejemplo de arquitectura lombarda de fines del s. XI.

El regreso al atardecer en barco hasta Como, nos regaló estampas tan espectaculares como estas que os dejamos a continuación, y es que, aunque las poblaciones que rodean el lago sean bonitas, el entorno natural que las rodea es único.

¿A que ya entendéis por qué volveremos una tercera vez?

Deja una respuesta