¡Hola seguidores de la piedra!

Hoy, os queremos dejar un pequeño post, para que veáis que el descubrimiento puede estar en cualquier sitio.

El lunes, después de hacer un recorrido por el centro de Madrid para documentarnos sobre uno de nuestros próximos artículos que publicaremos en la sección dedicada a Madrid, decidimos parar a cenar en el restaurante Foster’s Hollywood de Ópera .

 

Al bajar a los servicios fue cuando hicimos nuestro descubrimiento, y es que, en los bajos del restaurante podemos encontrar un trozo de la muralla cristiana del siglo XII.

Un poco de historia:

La muralla cristiana de Madrid protegía un recinto de algo más de 33 hectáreas y tenía una longitud aproximada de 2.200 metros.

Estaba rodeada de un foso exterior, en buena parte de su perímetro, por eso, algunas calles madrileñas llevan estos nombres: Cava Alta, Cava Baja, Cava de San Miguel y es que, fueron trazadas sobre este foso o cava, una vez que quedó cegado.

Este arco se descubrió en 1991.  Presenta mampostería de sílex, con dos arcos de ladrillo.

Fuimos a cenar a Foster's Hollywood y mirad lo que nos encontramos...Fuimos a cenar a Foster's Hollywood y mirad lo que nos encontramos...

Deja una respuesta